miércoles, 13 de marzo de 2013


ORDUAN

Este conector consecutivo proviene de un adverbio, y a veces no es fácil saber si se comporta como conector o adverbio. En efecto, en ocasiones ambos usos son correctos, pero con significado distinto. Por ejemplo:

ORDUAN ez zekien non zegoen. (Une hartan ez, gero agian bai.)  ENTONCES no sabía dónde estaba. (En ese momento no, luego quizá sí.)

ORDUAN, ez zekien non zegoen. (Beraz, ez zekien non zegoen.)  ENTONCES, no sabía dónde estaba. (Por lo tanto, no sabía dónde estaba.)

Date cuenta de que cuando es conector se suele poner detrás coma (pausa). De todos modos, se suele usar frecuentemente como conector. He aquí algunos ejemplos:

Ez nekien zer egin; ORDUAN, hona etortzea bururatu zitzaidan.  No sabía qué hacer; ENTONCES, se me ocurrió venir aquí.

ORDUAN, zertarako nahi duzu dirua?  ENTONCES, ¿para qué quieres el dinero?

Zerrikume bat zela esan zion; ORDUAN, pistola atera eta...  Le dijo que era un cerdo; ENTONCES, sacó la pistola y...

Ez da hau? ORDUAN, okertu egin naiz.  ¿No es esto? ENTONCES, me he equivocado.

orduan / beraz

El conector orduan y beraz no son equivalentes. Aunque a veces pueden ser equivalentes cercanos, en la mayoría de los casos son diferentes. Normalmente, el conector orduan tiene un matiz condicional, “kasu horretan, hori horrela izenik” (“en ese caso, siendo así”). En otras ocasiones, sin embargo, toma el significado de “hori dela eta, halako batean, bat-batean” (“a causa de eso, en una de esas, de repente”) y expresiones similares. Veamos algunos ejemplos:

Ez zinen joan? ORDUAN (kasu horretan), nola dakizu?  ¿No fuiste? ENTONCES (en ese caso), ¿cómo lo sabes?

Ziur zaude? Bera da, ORDUAN, oker dagoena.  ¿Estás seguro? Es él, ENTONCES, el que está equivocado.

Ez dago autobusik? Baina, ORDUAN, nola joango gara?  ¿No hay autobús? Pero, ENTONCES, ¿cómo iremos?

ORDUAN, hobe duzu ohera joatea.  ENTONCES, será mejor que te vayas a la cama.

Jostailua apurtu zitzaion eta, ORDUAN, negarrez hasi zen.  Se le rompió el juguete y, ENTONCES, empezó a llorar.

Ez nekien nola egin; ORDUAN, zuri deitzea pentsatu nuen.  No sabía cómo hacerlo; ENTONCES, pensé en llamarte a ti.

Como puede verse, en los ejemplos anteriores, no se puede usar beraz en vez de orduan.