jueves, 14 de marzo de 2013


Cada vez está más extendida en euskera la tendencia de usar la expresión eske (“es que”) tomada del castellano. En este sentido, hay que decir que el euskera ya tiene bastantes recursos propios para expresar esta idea sin recurrir a los idiomas vecinos. Entre otros: eta, izan ere, baina y el prefijo “bait-“. He aquí algunos ejemplos:

*Ez du merezi; ESKE garestiagoa da.
Ez du merezi; IZAN ERE, garestiagoa da.  No vale la pena; EN EFECTO, es demasiado caro.

*Zaramara bota dut; ESKE guztiz apurtuta zeuden.
Zaramara bota dut; IZAN ERE, guztiz apurtuta zeuden.  Lo he tirado a la basura; EN EFECTO, estaban completamente rotos.

*Nolatan ez da etorri? ESKE lan handia zeukan.
Nolatan ez da etorri? Lan handia zeukan ETA.  ¿Cómo es que no ha venido? ES QUE tenía mucho trabajo.

*Zergatik ez zatoz? ESKE ezin dut!
Zergatik ez zatoz? Ezin dut, BAINA!  ¿Por qué no vienes? ¡ES QUE no puedo!