jueves, 21 de febrero de 2013



"El poeta comedor de leones en la guarida de piedra

Un poeta llamado Shi vivía en una casa de piedra y le gustaba comer carne de león, e hizo voto de comerse diez. Solía ir al mercado en busca de leones, y un día a las diez en punto, acertó a ver diez leones allí. Mató a los leones con flechas y recogió sus cuerpos, llevándoselos de vuelta a su casa de piedra. Su casa estaba llena de agua así que pidió a sus criados que se pusieran a secarla. A continuación empezó a intentar comer los cuerpos de los diez leones. Fue entonces cuando se dio cuenta de que los diez leones estaban hechos de piedra. Intenta explicar el acertijo."